Leyendo y reflexionando

Os dejamos unas reflexiones que nos ha despertado nuestro colaborador Juan Pedro Sánchez, ,tras la lectura de su reciente artículo publicado ayer y por supuesto os facilitamos el enlace a él por si también os hace reflexionar un poco.

Gracias Juan Pedro, en Créetelo nuestro día a día es facilitar a las organizaciones  una serie de acciones formativas enfocadas a accionar esa actitud que parece que tienen aletargada y que hace que las empresas vivan en permanente estado de hibernación.

La batalla es ardua y agotadora, ya que como bien dices Juan Pedro, aunque desde fuera se vea que muchas de ellas, necesitan cambiar urgentemente de hábitos y más en estos tiempos tan complejos, gran parte prefieren funcionar en modo "supervivencia" durante largo tiempo hasta que finalmente un alto porcentaje de negocios bajan la persiana.

Sin embargo  que estas organizaciones acudan a nuestras acciones no es habitual y si alguna vez lo hacen, tras su asistencia no aplican ni una de las, creemos, útiles herramientas que se les facilita.Por ello cuando les proponemos que vuelvan a otra acción para tener una continuidad que consiga un mínimo cambio, lo único que piensan es que va a ser una perdida de tiempo como ya lo fue en la anterior ocasión. 

Por todo ello, leer tu artículo Juan Pedro, nos ayuda a confirmar lo que ya venimos pensando desde hace tiempo y es que nuestro trabajo no es adoctrinar ni salvar a organizaciones que deciden seguir igual año tras año, al fin y al cabo sus propietarios, sean una sola persona, varios socios o incluso grupos de accionistas tienen la potestad de llevarlas por el camino que decidan.

Nuestros clientes son aquellos que cuando les planteamos la posibilidad de mejorar, de trabajar de una forma más saludable, bajo las banderas del  respeto, el compromiso y la colaboración, nos escuchan atentamente y dando un paso adelante adquieren  y hacen suyo el aprendizaje que les facilitamos convencidos de que les va a ser de una gran utilidad.

Teniendo esa actitud, no sólo desarrollan hábitos saludables para la organización en si misma sino también para todos sus componentes y eso. señoras y señores, estamos convencidos de que les llevará a buen puerto.

Dicho todo esto, os invitamos a leer el artículo que nuestro colaborador y amigo ha escrito en su blog "lapalancadelexito.com"  y que ha dado pie a nuestra reflexión:

http://lapalancadelexito.com/psicologia-positiva-y-desarrollo-personal/desarrollo-organizacional/no-intentes-vender-jabon-a-quien-no-quiere-limpiar/

¡¡Seguro que no os deja indiferentes!! 


Compartir
Últimas entradas

Sin ética, no es empresa

Tenga una "reunión ética" consigo mismo y si llega a la misma conclusión que nosotros, estamos a su disposición.

Ir al trabajo con la sonrisa puesta

Es de perogrullo decir que la gente va a su puesto de trabajo por una razón prioritaria... Ganar dinero. Pues para ganarlo, ves entrenando un continuado comportamiento ético y ponte de equipaje prendas como el buen humor, la escucha, la empatía, la verdad, el respeto y el compromiso, entre otras cosas, pues son los requisitos que hacen falta en estos nuevos tiempos empresariales para conseguir "buenas marcas" que clasifiquen a tu organización hacia sus objetivos y no quede "descalificada" en el camino.

Apostando por la ética

"Al final, lo peor es que no hemos aprendido nada, hemos seguido con nuestros estilos de vida. Con ello, se demuestra que el ser humano cae dos veces en la misma piedra. O veinticinco. No hemos conseguido reducir las desigualdades y esto es un caballo de batalla al que nos tenemos que enfrentar".